Saltar al contenido
Inicio » Qué comen los niños en Haití

Qué comen los niños en Haití

La red social de Sainte Marie de Port-au-Prince se encuentra dentro de los sitios donde Caritas ha repartido alimentos a los pequeños. El día de hoy aguardan una comida ardiente consistente en arroz, frijoles y carne.

Era la hora del almuerzo en entre los distritos pobres de Haití y Charlene Dumas comía barro.

El incremento de los costos daña dificultosamente los alimentos Port-au-Prince, Haiti Associated Press. Era la hora del almuerzo en entre los distritos marginales de Haití y Charlene Dumas comía barro. Con el incremento de los costos de los alimentos, la gente mucho más pobres de Haití no tienen la posibilidad de posibilitarse un plato de arroz cada día, y ciertos deben recurrir a medidas agobiadas para atestar sus estómagos.

No local (ni responsable)

Fotografía: Milo Milfort

Si bien ciertos artículos de internacionales son importados, otros se desarrollan aquí mismo mediante compañías subsidiarias, fabricantes con historia y hasta amadas por la población Por poner un ejemplo, el enorme Pepsi Co usa la Haitian National Brewery (BRANA), titular de la licencia para crear y repartir refrescos Pepsi-Cola y 7Up, al paso que el otro enorme, Coca-Cola, fabrica y embotella sus bebidas desde 1927 mediante Brasserie. de la Couronne, S.A. que asegura ser una de las compañías mucho más viejas y entre los mayores empleadores del campo privado en Haití.

Bebida clásico navideña

Los pequeños de todas y cada una de las edades asimismo tienen la posibilidad de tomar ‘Anisette’, que es una bebida poco alcohólica que se consigue al remojar hojas de anís (la condimenta de la que procede el anís estrellado) en ron y azucarar con azucar.

Las comidas habituales tienen la posibilidad de integrar arroz con djon djon (hongos haitianos), arroz con frijoles, pollo criollo, acra frita, cabrito, piña invertida o pastel de naranja. Esta celebración puede perdurar toda la noche mientras que la multitud baila y canta en celebración.

Mucho más de 7,000 casos comprobados de pequeños inferiores de 6 años que consumieron dulces de mariguana fueron reportados a los centros de control de intoxicación del país entre 2017 y 2021, pasando de en torno a 200 a mucho más de 3,000 al año.

Prácticamente un cuarto de los pequeños acabaron en el hospital, ciertos dificultosamente enfermos, según un nuevo análisis de la gaceta Pediatrics. Y esos son solo las situaciones informados, ha dicho el Dr. Marit Mensaje de Twitter, toxicóloga médica de la Escuela de Medicina del Sur de Illinois, quien dirigió el estudio.

Puedes leer: Halloween, una enorme celebración occidental en Asia y marcada por la catástrofe

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *